Archivo de la etiqueta: Method to the Madness of Jerry Lewis

Sitges 2012 – Festival Internacional de Cine Fantástico de Catalunya (06/10/2012)

Transversalidades y locuras

Media hora de videoclip sobre fiestas más o menos rave en Chile. Así es como comienza Aftershock (Nicolás López), un film que en estos momentos (e incluso dada la similitud de uno de los personajes con Zach Galifianakis) iniciales podría pasar por una tercera parte de Resacón en Las Vegas (The Hangover, Todd Phillips, 2009). A partir de aquí se inicia un film que recoge el espíritu de las producciones setenteras de grandes catástrofes. Lamentablemente el transcurso de la narración se presenta endeble y divagatorio, con situaciones y personajes que pretenden transgredir el rol aparentemente asignado en esta clase de géneros pero que, por más giros, por más sucesos que les ocurran acaban por ser predecibles cuando no ridículos. La autoparodia crítica se convierte pues en un convencionalismo que raya lo irritante, quedando lejos por tanto de sus pretensiones subversivas iniciales para caer en un mero entretenimiento de bajo calado y de fácil olvido.

Con muy buen criterio se aprovecha la presencia de Don Coscarelli no tan solo para ofrecer su nueva película y de paso entregarle el premio “Máquina del Tiempo”, sino que se rescata lo que ya se podría considerar un clásico del género de terror: Phantasma (1979). Una película de ambición y presupuesto pequeños, pero que supo jugar con habilidad sus cartas y ofrecer un hábil descenso a los infiernos. Combinando lo psicológico con lo explícito, el film de Coscarelli demuestra que se puede jugar con varios elementos (terrores infantiles, mezcla entre realidad y ficción, monstruos, saltos dimensionales) sin que el conjunto se resienta y ofrecer así un brillante estudio sobre la misma naturaleza del terror. Una película a la que el tiempo le hace justicia y que no se resiente ni estética ni argumentalmente del paso de los años.

Es una auténtica lástima asistir a un producto tan fallido como Iron Sky (Timo Vuorensola), y más cuando tiene todos los elementos para ser una producción que uno se siente incitado a visionar. Nazis en la luna buscando venganza, efectos especiales camp, estética retrofuturista y la siempre estimulante presencia de Udo Kier suman un cocktail que a priori está destinado a ser todo un festín para paladares freak. Al final todo se queda en las buenas ideas porque su plasmación queda lastrada por un guión endeble que no da coherencia argumental y que produce situaciones y diálogos que lejos de ser graciosas acaban siendo casi de sonrojo por su ingenuidad y falta de empaque. Sí, al final lo mejor del film es su estética, pero no resulta suficiente para aguantar su estructura quedando la sensación, parecida por ejemplo a la de Machete (Ethan Maniquis, Robert Rodriguez, 2010), de que el tráiler sigue siendo mucho mejor que el resultado final de una cinta que prometía ser magnífica y acaba siendo un simple desvarío inocente.

Pero para locura, la que nos muestra el documental Method to the Madness of Jerry Lewis (Gregg Barson). O mejor dicho, la falta de ella, porque el título no deja de ser un referente irónico a aquellos que creen ver en el actor americano un simple comediante gesticulante hasta lo insoportable. Lo que este, por otro lado correcto pero sin nada especial en lo formal, documental nos enseña es precisamente a comprender a Jerry Lewis, a ir más allá de lo aparente y descubrir aspectos, fundamentalmente relacionados con las entrañas del propio cine, que van más allá de la mera reivindicación. Sí, evidentemente este es un documental-elogio, pero no se trata tan solo de poner testimonios y que digan maravillas de la persona-actor. Se trata de descubrir que detrás de las muecas hay una persona realmente preocupada por los mecanismos del arte cinematográfico, desde las repercusiones monetarias de sus películas hasta la idea de conocer y ejecutar todos los aspectos técnicos de sus filmes. Lo mejor sin duda del documental es que no pretende adoctrinar, no quiere que el espectador salga enamorado de Jerry Lewis, puede que siga odiando sus interpretaciones o sus películas, pero sí, a través de lo visto, uno puede aprender a respetarlo.

Publicado en Jump cut | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , | Comentarios desactivados en Sitges 2012 – Festival Internacional de Cine Fantástico de Catalunya (06/10/2012)